Overblog Suivre ce blog
Editer l'article Administration Créer mon blog

* CHEMIN SCABREUX

 "Le chemin est un peu scabreux

    quoiqu'il paraisse assez beau" 

                                        Voltaire 

VISITEURS

compteur

Publié par VERICUETOS

TEXTOS CRÍTICOS

 

El arte es un producto social materializado individualmente. En cualquiera de sus manifestaciones proyecta lo colectivo en sus distintas esencias, ya sea positiva o negativamente.

  Efer Arocha1

   Efer Arocha, escritor y crítico literario colombiano

 

    

PROLEGOMENOS

   

A continuación publicamos, de Efer Arocha, una diversa muestra de mini-cuentos y de cuentos, de este autor que llegó a la literatura hace ya muchos años a través de este género, que tiene en Latinoamérica grandes exponentes, empezando con Anaconda del uruguayo Horacio Quiroga, y qué decir de ese manojo de cuentos que nos legó Julio Cortázar, Augusto Monterroso, y para no continuar con la larga lista cerramos con el Guardagujas del mexicano Juan José Arreola.

 

El cuento latinoamericano tiene un sello característico que dentro del género evaluado universalmente, se le identifica por su fisonomía propia. Una de estas características es su concisión y precisión similar a un mecanismo de relojería, donde cada frase o palabra es una pieza del texto de función indispensable. De ahí que el buen cuento de la región no describe sino que narra. Otro de los aspectos caracterizantes es el elemento abrupto de cómo termina el texto. El lector queda sumido en la perplejidad, o como lo diría el escritor y crítico colombiano Eutiquio Leal: “Un buen cuento deja al lector cabezón”. Este elemento, el lector lo encontrará descarnado en uno de los mini-cuentos de Arocha titulado, Libia no es solamente un nombre de mujer.

 

Una constante que encontrará el lector en los textos de este cuentista es que él halla una salida para hacer de hechos históricos de realidad inobjetable, un texto literario que es una invitación a la reflexión profunda, puesto que la realidad de la memoria es en ocasiones distorsionada, ocultada, y en la mayoría de las veces demolida con múltiples recursos. Esto es constatable en varios de sus textos. Mencionaremos a Los quehaceres de Lifanea y a Los hechos en verdad; En el caso de este último, la victoria en la Segunda Guerra Mundial no hubiera sido posible sin la participación de la ex Unión Soviética. Para quienes aún recuerdan la historia militar de esta conflagración, saben que un año después de la victoria para conmemorar la efemérides, el Mariscal Georgi Zhúkov encabezó el primer desfile montado sobre un caballo blanco, acompañado por el segundo al mando, quien iba en caballo negro; siendo ellos los vencedores por parte del Ejército Rojo frente al Ejército Nazi de Europa Oriental.

 

Hechos verídicos recientes, el autor los trabaja desde la perspectiva del humor, donde en ocasiones la sátira es uno de sus instrumentos. Hay un cuento donde el chiste elaborado mediante lo anecdótico, se dimensiona en humor corrosivo, que es uno de los métodos a las que recurre el escritor para cuestionar mediante la crítica de la herramienta literaria, las montañas de lo injusto. Lo social empapa todo el cuerpo textual . En el caso de lo histórico el desmenuzador se encontrará con un flash de la sociedad espartana 700 años antes de nuestro calendario en tiempo del legislador Licurgo. El ejercicio de las armas era la médula de la sociedad, y la columna del Estado. Tenían derecho a participar en esta actividad los ciudadanos más prominentes por méritos. Es necesario tener en cuenta que en Esparta de este periodo, no existía la esclavitud. Sin embargo se presentaba una diferencia entre lo que podríamos llamar el ciudadano propiamente espartano y los extranjeros los que podían ejercer todas las actividades, empezando por el cultivo de la tierra, artesanías y otros oficios, en condición de individuos libres. La actividad militar era reservada únicamente a los espartanos raizales. En esto de las artes militares, lograron construir el mejor ejército de toda la antigüedad y el más célebre por su rendimiento en el combate en el sentido numérico, rendimiento en la confrontación por cada unidad en el choque de armas.

 

Para formarnos una idea nos basta rememorar su participación en la Segunda Guerra Médica, cuando el ejército del Imperio Persa de la época; que viene a ser el abuelo de los iraníes de hoy, que reverenciaba a sus propios divinidades, y no como sus descendientes actuales que profesan cultos prestados; se decidió entrar en guerra bajo la dirección militar de Jerjes I quien organizó un ejército de aproximadamente 330.000 hombres, con los cuales invadió Grecia en un verano como el que vivimos hoy, siendo agosto del 480 antes de nuestro calendario. Correspondió en la coalición militar griega a los hoplitas de Esparta, término usado para designar al soldado de esta región que ha sido el más valiente y el mejor preparado de todos los tiempos antiguos. Trescientos hoplitas bloquearon el avance de la enorme fuerza invasora, en el Paso de Puertas Calientes, mejor conocido por las Termópilas. Durante varias semanas todas las tácticas y estrategias usadas por Jerjes resultaron nulas para vencer a los hoplitas. Ante su incapacidad militar Jerjes utilizó el recurso de la delación ofreciendo una gruesa suma para descubrir otra vía de acceso, y fue así como el delator Efialtes, señaló un pequeño camino, que los condujo a la retaguardia de las líneas espartanas. Además de lo anotado en el sentido del género, el ejército espartano estaba también integrado por mujeres, y algunas de ellas se desempeñaban en altas responsabilidades militares. En esta batalla hay varios indicios que nos llevan a pensar que dos de los flancos estaban a cargo de comandantes femeninos. En lo que sí hay certeza es que el general Leonidas era quien tenía a cargo el conjunto de las responsabilidades militares. Hay historiadores que sostienen que participaron junto a los hoplitas algunas unidades menores de tespios y tebanos, asunto poco probable dado el orgullo militar de los espartanos. Es importante tener en cuenta que en la antigüedad una mujer en armas era un insulto para la virilidad del guerrero. En Esparta, las mujeres estaban en pie de igualdad en todo sentido con el hombre; pero esta sociedad fue aún más lejos. La crianza y formación de los niños era responsabilidad del Estado. La madre estaba exenta completamente de la tarea de la crianza, asunto que nuestras sociedades denominadas postmodernas están tan lejos que ni siquiera pueden soñarlo.

 

Traducción


Mujeres

Profesora y estudiantes

 

La traducción al francés ha sido obra del Taller de Traducción de Español de Saint-Malo, una experiencia pedagógica de sumo interés en materia de enseñanza de las lenguas, en la cual la traducción se convierte en un soporte para el aprendizaje de un idioma, que en el caso corresponde al español, o castellano como otros prefieren. En América Latina que ahora está evaluando los métodos y sistemas pedagógicos, la experiencia de Saint-Malo les sería muy útil, puesto que el momento más apto para la asimilación de otras lenguas diferente a la materna, corresponde a la menor edad del estudiante. Un niño que está aprendiendo a hablar puede asimilar el número de lenguas que se le desee enseñar. Esto lo tiene en mira el gobierno de Evo Morales, donde las diversas lenguas indígenas han entrado a ocupar el primer espacio del hablante, como son el aymará, guaraní y otras. A partir de 2014 para ser empleado público, el aspirante deberá hablar como mínimo una lengua local. El español continúa de manera acertada a ser también lengua oficial, tiene la función de ser la lengua comunicadora entre los ciudadanos de ese país, quienes están obligados a aprender una tercera lengua que tiene como función relacionarse:

 con el mundo exterior.

 

La responsabilidad directa del Taller, como es obvio, está a cargo de profesores. La presente traducción la realizaron:

 

En el Liceo Jacques-Cartier de Saint-Malo, Valérie Garnier y Michel Babonneau, y los estudiantes de la Clase 1ra. L2: Océane Auvray, Vincent Benoist, Matilde Boutin, Guirec Brulin, Marine Cordier, Alice Delanghe, Marion Delepine, Océane Fermine, Matilde Franchet, Noemí Fontenay, Clémence Le Bourg, Aliénor Le Dorze, Camille Louyer, Corentin Maillard, Florian Mauny, Tanguy Morvan, Lucie Plat, Mélanie Poirier, Délia Richeux, Elise Vaillant y Jérôme Verdier.

 

En la Institution-La Providence de Saint-Malo, Clase 1ra. L, profesora Suzanne Pompeani con los estudiantes Océane Beltrán, Angélique Blondel, Valentine Gueguen, Claudia Simon, Manon Thebault, Pauline Tirel y Julianne Traverse.

 

En el Collège Surcouf de Saint-Malo, de la Clase Tercera B, profesora Muriel Gazengel y la documentalista Sylviane Bétrémieux. Estudiantes: Vincent André, Margot Bertin, Marine Bucaille, Camille Corbet, Sandro Da Costa, Joelma Diego, Florian Disros, Clément Huard, Mélisa Leclerc, Collen Le Damany, Lesko Manon, NBombele Chancelvie Nbombele y Tiffanie Vidament.

 

En el Lycée René Cassin de Cancale de la Clase 3ra. 1, profesora Michèle Simon y los siguientes estudiantes: Corentin Batard, Simon Bellec, Camile  Boisramé, Ulrik Dahirel, Virginie Duchemin, Benjamín Durand, Máxime Genu, Mélanie Heuzé, Guillaume L Four, Précillya Lemaître, Antone Lion, Cloé Nassinvera, Killian Périlhou, Marjory Piot, Armony Ravaet y Yann Robidou.

 

El Taller de Traducción es respaldado por la Maison Internationale des Écrivains et des Poètes de Saint-Malo, (Casa Internacional de Escritores y Poetas de Saint-Malo), dirigida por Dodik Jégou. Una de las personas que ha dado apoyo a esta encomiable idea ha sido el poeta y traductor Claude Couffon.

 

 

Claude Couffon et eEfer Arocha

Claude Couffon y Efer Arocha

 

  Los materiales para el Taller son conseguidos de manera atractiva para las Letras y los creadores. Anualmente se invita a un escritor de lengua española. Han antecedido a Efer 18 plumas desde 1993 al 2011, 19 años de existencia: Jorge Nájar por el Perú, Arnaldo Calveyra - Argentina, Zoé Valdés - Cuba, Vivian Lofiego - Argentina, Leopoldo Chariarse - Perú, Lina Zerón - México, Carmen Yánez - Chile, Rocío Durán - Ecuador, Yvette  Guevara - Cuba, Diana Lichy - Venezuela, Silvia Castillero México,  Luis Minzón - Chile, Justo Padrón - España, Lourdes Spínola - Paraguay, Humberto Ak’bal - Guatemala, Porfirio Mamani - Perú e Ingrid Tempel - Uruguay.

 

In memoriam - Oslo

 

 

UNA CIRCUNFERENCIA NO SIEMPRE ESTÁ ENCERRADA

POR UNA LÍNEA CURVA

  Orillas Canal Saint-Martin,

22 de julio de 2011

 

Emiliana Cubides, era una de esas mujeres que llevan el corazón en los ojos; por ello, el 22 de julio de 2011, al ver una cara joven que se repetía en la televisión, sólo se detuvo en sus facciones, la silueta de su rostro le hablaba directo a su corazón; de ahí que no escuchara la noticia proveniente de Oslo. Comentando con sus amigas, en su automóvil yendo rumbo al trabajo les decía que había visto un hombre bellísimo, de cara de ángel albergando unos ojos sorprendentes que se armonizaban con un cutis blanco-perla y labios rojos sangre-toro. No le faltaba razón, por fuera es un rostro rosa propio de su juventud, porque por dentro lleva un cementerio con 77 tumbas.

 

 

UNE CIRCONFÉRENCE

N’EST PAS TOUJOURS FERMÉE PAR UNE LIGNE COURBE

 

  Bord du Canal Saint-Martin,

22 juillet 2011

  

Emilienne Cubides était une de ces femmes qui ont le cœur suer la main ; c’est pourquoi, le 22 juillet 2011, en voyant un jeune visage qui apparaissait régulièrement à la télévision, elle se concentra uniquement sur ses traits, physionomie de son visage lui allait droit au cœur, c’est pourquoi elle n’écouta pas la nouvelle en provenance d’Oslo. En allant au travail en voiture, elle affirmait à ses amies qu’elle avait vue un très bel homme, au visage d’ange, doté d’yeux surprenants, en harmonie avec un teint blanc perle et des lèvres rouge sang de taureau. Elle n’avait pas tort, de l’extérieur c’est un visage rose propre à sa jeunesse, mais à l’intérieur, il renferme un cimetière de 77 tombes.

 

 

UNTADO UN DEDO UNTADA TODA LA MANO

 

Emmaüs,

27 septiembre 2008

 

  En el sexto piso de un edificio del Faubourg Saint-Antoine, un hombre propietario de una pieza con servicios, se dispone a arrendarla. Tiene enfrente dos niñas, su madre y su abuela; las cuatro de color de extranjero. Incólumes y en silencio absoluto miran fijo al hombre como si se tratara de la imagen de un cuadro religioso. El hombre se agarra el mentón porque en su cerebro nada encaja. Para comenzar son indocumentadas, situación que les impide tener el estatuto de inquilinas. Si él les hiciera un contrato violaría la ley, y por ello condenado a prisión y a severa multa de varios años de arriendo. En la edificación había consenso entre los propietarios para no alquilar a familias con niños porque convertían el hábitat en un manicomio. No podían llenar la cláusula del fiador porque no las conocía nadie. No poseían objetos de valor en caso de incumplir con el pago mensual, pues todas sus pertenencias estaban presentes con ellas. Sólo la madre estaba en condiciones de trabajar. Además habían pedido rebaja, hecho inusual en este tipo de transacciones. Toda esta problemática se resolvía con un simple NO.

 

Entonces fue cuando me dijo: Más vale hacer esta acción que todos los libros que he escrito sobre la solidaridad humana.

 

 

UN DOIGT DANS L’ENGRENAGE

  Emmaüs,

27 septembre 2008 

 

  Au sixième étage d’un immeuble du Faubourg Saint-Antoine, le propriétaire d’une chambre avec toilettes s’apprêté, à la louer. En face de lui se tiennent deux petites filles, leur mère et leur grand-mère ; toutes les quatre sont d’origine étrangère. Immobiles et dans un silence absolu, elles regardent fixement l’homme comme s’il agissait d’une icône. L’homme se tient le menton parce que dans sa tête tout se mêle. Pour commencer elles sont sans papiers, situation qui leur interdit d’avoir le statut de locataires. En leur faisant signer un contrat, il violerait la loi et pour cela serait condamné à de la prison et à une sévère amende correspondant à plusieurs mois de loyer. Dans la copropriété existait un consensus entre les propriétaires pour ne pas louer à des familles avec des enfants de peur de les voir transformer l’habitat en asile de fous. Elles n’avaient personne comme garant car personne ne les connaissait. Elles ne possédaient aucun objet de valeur en cas de non-paiement du loyer, leurs seules possessions étant ce qu’elles avaient sur elles. Seule la mère pouvait travailler. En plus elles avaient demandé une réduction, chose tout à fait inhabituelle dans ce genre de transaction. Toute cette problématique pouvait se résoudre par un simple NON.

 

C’est alors qu’il m’a dit : Mieux vaut faire cette action, que tous ces livres que j’ai écrit sur la solidarité humaine.

 

  

LIBIA NO ES SÓLO UN NOMBRE DE MUJER

 

En el comedor mirando la televisión,

2 de julio de 2011

 

El horror colgado de la puntilla cayó al piso e hizo diana en el kepis de la OTAN.

 

 

LIBYE N’EST PAS SEULEMENT UN PRÉNOM DE FEMME

  

Dans la salle à manger, en regardant la télévision,

2 juillet 2011

 

 

L’horreur, suspendue au poignard, tomba par terre et fit mouche sur le képi de l’OTAN.

 

 BAndera

   Segunda Guerra Mundial – Ejército Rojo

 

 

LOS HECHOS EN VERDAD

  París,

8-9 de mayo de 2008

 

  Los vencedores de la Segunda Guerra Mundial le plantearon a Stalin, incluir entre los victoriosos al Papa. El interrogado contestó de manera seca y lacónica: Sí, si me dicen ustedes cuántas divisiones comandó.

 

Los ganadores conmemoran la efemérides cada año. En Rusia luego de la disolución de la Unión Soviética cesó la tradición durante dos décadas. Hoy es 8 de mayo de 2008, y los festejos se reanudan. Ni en la fachada del Kremlin ni en pancartas u objetos alusivos aparece Stalin. Tampoco figura el comandante del Ejército Rojo. Encabeza el desfile el estandarte de la iglesia ortodoxa rusa como el testimonio de la participación en la guerra y en la victoria.

 

Todo lo que oí durante este día desde los confines del mundo fue la voz de Diógenes que me pedía: ¡Córrame el libro de la historia porque me hace sombra!

 

 

LES FAITS RÉELS

  Paris,

8-9 mai 2008

 

  Les vainqueurs de la Seconde Guerre Mondiale ont proposé à Staline d’inclure le pape parmi les victorieux. Lequel répondit d’un ton sec et laconique : Oui, si vous me dites combien de divisions il a commandés.

 

Les gagnants commémorent l’évènement chaque année. En Russie, après la dissolution de l’Union Soviétique, la tradition cessa durant deux décennies. Aujourd’hui, nous sommes le 8-9 mai 2008 et les festivités reprennent. Staline n’apparaît ni sur la façade du Kremlin, ni sur les pancartes ou autres objets qui le concerneraient. Le commandant de l’Armée Rouge, Georgi Zkúkov, n’y figure pas non plus. En tête de défilé, l’étendard de l’Église orthodoxe russe témoigne de la participation à la guerre et à la victoire.

 

Tout ce que j’entendis  ce jour-là depuis les confins du monde, ce fut la voix de Diogène que me demandait : Débarrassez-moi de ce livre d’histoire car il me fait de l’ombre.

 Caballero

  Soldado Hoplita

 

 

LOS QUEHACERES DE LIFANEA

 

Saint-Quentin,

16 de diciembre de 2007

 

  Lifanea llamó la atención de todos los que la vieron en el momento de nacer. Un anuncio de la belleza ideal. A los cuatro años el pronóstico quedó confirmado en toda la línea; la más alta y la más fibrosa, sus músculos almacenaban ya una fuerza de mujer adulta; uno de sus brazos podía sostener sin gran esfuerzo a dos de sus camaradas, fueran machos o hembras. En la agogé era la única estudiante que en estampida capturaba una cabra por entre riscos y espinas en una distancia de cien metros, siempre descalza y desnuda a la usanza. Su única meta que llevaba entre ceja y ceja, era ganarse la espada de empuñadura de nácar y de metal al yunque empavonado, la que cada año estaba destinada al mejor alumno, pero que ahora por la dura exigencia, hacía quince años que permanecía en un cofre celosamente custodiada. Para apoderarse del codiciado trofeo, se debía sobrevivir durante un año en las montañas de Esparta sin ser ayudado ni visto por nadie. Lo obtuvo sobrada. Fue la única espada que Licurgo, el más prestigioso de todos los espartanos en toda su historia, en persona entregó a un graduado, en solemne ceremonia sólo comparable a una victoria militar. El suceso lo inmortalizó en un muro de la plaza de mercado el pintor Persífon, con tanto realismo que las aves se estrellaban contra la pintura, atraídas por las frutas porque les parecían naturales. Siglos más tarde el pincel de Zeuzis haría lo mismo, imitándolo en otro paredón a la entrada de Atenas.

Como hoplita, Lifanea se trazó dos objetivos: lograr doblar de un solo golpe de espada un escudo, y tumbar un novillo agarrándolo por el cuello. Los alcanzó el día que cumplió sus catorce años.

Ella cuidaba celosamente su cuerpo. Centralizaba su esmero en los callos de sus pies cuya espesura era de centímetro y medio, consecuencia de las asperidades. Jamás aceptó sandalias y le encantaba que la piel de todo su cuerpo fuera acumulando cicatrices, resultado de heridas por lo cortante de las rocas, los fuertes entrenamientos y otras obligaciones. En el ejercicio de la función de hippagrete, impartía instrucción militar a cien soldados a su cargo exhibiendo sus músculos; para ello tensionaba brazos o piernas; uno de los reclutas dejaba caer de cierta altura una moneda denominada tetra, que servía únicamente para el comercio internacional, la cual rebotaba al caer sobre su piel por lo pétreo de su carnes.

Lifanea tenía entre sus más grandes aspiraciones ser comandante en el campo de batalla y jurista para interpretar y aplicar la Rehtra. En los asuntos de armas se contó entre uno de los tres generales que vencieron al rey Aristómenedes y expulsaron a los mecenios para anexar a Esparta sus fértiles llanuras. En la aplicación de la Rehtra no se distinguió en nada, pues entre los homoioi como ella, no existía ninguna diferencia entre ser hombre o ser mujer, todos eran ciudadanos por igual. En su condición de madre tuvo tres hijos, sin preocuparse quienes fueron sus padres, y como toda espartana, en erótica prefería para los placeres del cuerpo, hombres antañones, por su sabiduría y otras ventajas; mientras que para la reproducción seleccionaba a los jóvenes. No conoció los problemas engorrosos de la crianza, en razón de que en Esparta ésta no era una obligación individual o privada, le correspondía a la sociedad, de ello se responsabilizaba la isodiata, institución estatal. Lifanea fue miembro de la Gerousie, y como diputada entregó treinta mil lotes de tierra agrícola a los perieques, y nueve mil a los homoioi, de los cuales el cuarenta por ciento correspondía a mujeres.

Abruptamente fue interrumpida mi lectura por mi hija de quince años, que acababa de llegar de su colegio, pidiéndome que le explicara en qué consistía los derechos de la mujer.

 

 

LES TRIBULATIONS DE LIFANEA

  

Saint-Quentin,

16 décembre 2007

  

Lifanea attira l’attention de tous ceux qui la virent au moment de sa naissance. La promesse d’une beauté idéale. Quand elle eut quatre ans, la prédiction se confirma sur toute la ligne ; la plus grande, la plus forte, ses muscles recelaient déjà la force d’une femme adulte. Un des ses bras pouvait soutenir sans grand effort deux de ses camarades, qu’ils fussent garçons ou filles. C’était la seule étudiant dans le campus que en une course échevelée capturait une chèvre au milieu des rochers et des épines sur une distance de cent mètres, toujours pied-nus et sans vêtements, selon l’usage. L’unique but qu’elle avait en tête, c’était de gagner l’épée au pommeau de nacre et de métal forgée sur l’enclume, celle qui chaque année était destinée au meilleur élève mais qui maintenant, à cause d’une sévère exigence, restait dans un coffre jalousement, gardé depuis quinze ans. Pour s’emparer du trophée convoité, on devait survivre dans la nature pendant un an dans les montagnes de Sparte, sans être aidé ni vu de quiconque. Elle le remportera aisément. Ce fut l’unique épée que Licurgue, le plus prestigieux de tous les Spartiates de l’histoire, remit en personne à un dignitaire, lors d’une cérémonie aussi solennelle que celle d’une victoire militaire. Le peintre Persifon immortalisa l’évènement sur un mur de la place du marché avec tant de réalisme que les oiseaux s’écrasaient contre la peinture, attirés par les fruits qui leur semblaient véritables. Des siècles plus tard, le pinceau de Zeuxis fera de même, l’imitant sur une autre façade à l’entrée d’Athènes.

 

En tant qu’hoplite, Lifanea se fixa deux objectifs : parvenir à plier un bouclier d’un seul coup d’épée et terrasser un jeune taureau en le saisissant par l’encolure. Elle y parvint le jour de ses quatorze ans.

 

Elle s’occupait méticuleusement de son corps. Elle portait toute son attention à soigner la corne de ses pieds, dont l’épaisseur atteignait un centimètre et demi, à cause des aspérités du sol. Jamais elle n’accepta de sandales. Elle se réjouissait de voir la peau de tout son corps se couvrir de cicatrices à cause des blessures dues aux rochers coupants, aux entraînements intensifs et à d’autres obligations. Dans l’exercice de la fonction de hyparque, elle dispensait l’instruction militaire à cent soldats sous sa responsabilité en exhibant ses muscles ; pour ce, elle étirait bras et jambes ; une des recrues laissait chuter d’une certaine hauteur une pièce dénommée statère, qui servait uniquement au commerce international, laquelle ricochait en tombant sur sa peau et sa chair dure comme la pierre.

 

Lifanea aspirait avant tout à devenir commandante sur le champ de bataille et juriste pour interpréter et appliquer la Rehtra. Dans les faits d’armes, elle fut comptée parmi les trois généraux qui vainquirent le roi Aristomène et expulsèrent les mécènes pour annexer Sparte et ses plaines fertiles. Quant à l’application de la Rehtra, elle ne se distingua en rien, car entre  les homoioi comme elle, il n’existait aucune différence entre homme et femme, tous étaient égaux en tant que citoyens. En tant que mère elle eut trois enfants, sans se préoccuper  de qui étaient leurs pères et, comme toute femme spartiate, en matière d’érotisme, elle préférerait pour les plaisirs du corps de très vieux hommes, pour leur sagesse et d’autres avantages, tandis que  pour la reproduction elle sélectionnait les jeunes. Elle ne connut pas les problèmes liés à l’allaitement du fait qu’a Sparte ce n’était pas une obligation individuelle ou privée, c’était la responsabilité de la société dont se chargeait l’isodiata, institution d’État. Lifanea fut membre de la Gérousie et, en tant que députée, elle remit trente mille lots de terre agricole aux périèques, et neuf mille aux homoioi dont quarante pour cent revenaient aux femmes.

 

Ma lecture fut abruptement interrompue par ma fille de quinze ans qui venait d’arriver du collège, me demandant que je lui explique en quoi consistaient les droits de la femme.

 

  

DEFINICIÓN DE ESPACIO PÚBLICO 

 

A orillas del Sena,

15 de octubre de 2011

 

 

Felipe Pirela, argentino y futbolista de oficio, con el número 10 en su camiseta, jugando por el equipo de Riad, tenía entre sus placeres después de cada partido, exhibir curiosos y estéticos tatuajes que cubrían todo su cuerpo. Parte de los hinchas se acercaba a la grama del estadio para apreciar tan delicadas obras maestras, haciendo comentarios picantes en la medida en observaban y todos estallaban en atronadoras carcajadas.

Acosado por su esposa para que lo acompañara a las últimas compras de los aprontes para su primer bebé que estaba por nacer, se puso la única camisa que tenía de mangas cortas y los dos salieron de prisa.

En la prefectura, la temible policía, de la igualmente temible comisión para la promoción de la virtud y la prevención del vicio, los acusaba a los dos de haber atentado contra la moral pública del reino mientras se encontraban en un almacén de ropas para bebé, por exhibición de tatuajes en sus brazos cuyos motivos, según los representantes de la ley incitaban al pecado.

El abogado defensor interpuso recurso con miras a lograr la libertad de los tres.

 

 

DÉFINITION D’ESPACE PUBLIC

 

Au bord de la Seine,

15 octobre 2011

  

Philippe Pirela, argentin et footballeur professionnel, avec le numéro 10 sur son maillot, jouant pour l’équipe du Riad, avait parmi ses plaisirs après chaque match d’exhiber des tatouages curieux et esthétiques qui couvraient tout son corps. Une partie des supporteurs s’approchait de l’herbe du stade pour apprécier de si délicats chefs-d’œuvre, faisant des commentaires piquants au fur et à mesure qu’ils observaient et tous s’esclaffaient en éclats de rire tonitruants.

Harcelé par son épouse pour qu’il l’accompagne lors de ses derniers achats liés aux préparatifs pour la naissance de leur premier bébé, il mit la seule chemise qu’il avait, à manches courtes, et ils sortirent tous les deux rapidement.

 

Á la préfecture, la police redoutable de la tout autant redoutable commission pour la promotion de la vertu et la prévention du vice, les accusait tous les deux d’avoir porté atteinte à la morale publique du royaume alors qu’ils se trouvaient dans un magasin de vêtements pour bébés, par l’exhibition de tatouages sur les bras dont les motif, selon les représentants de la loi, incitaient au péché.

 

L’avocat de la défense fit appel en vue d’obtenir la liberté des trois accusés.

  

 

PUNTO FINAL 

 

9 de septiembre de 2011

 

El pasajero sentado en el asiento trasero comprendió que le quedaban pocos instantes, no pensó en el más allá ni en la vida. Su cerebro sólo hiló que la primera persona entre los suyos que se informaría de lo sucedido sería ella, quien tenía llaves y al abrir la puerta no lo encontraría en el apartamento. Entonces haría llamadas para buscarlo, y la consecuencia del intenso trabajo tendría como resultado el descubrimiento del accidente.

Miró a la conductora que iba en contravía por la autopista y no le dijo nada para no alterar sus nervios. Lo último que pensó fue en el golpe del choque y el estado en que quedarían los vehículos. 

  

POINT FINAL

   9 septembre 2011

 

  Le passager assis sur le siège arrière comprit qu’il ne lui restait que peu de temps à vivre, il ne pensa pas à l’au-delà ni à la vie. Son cerveau pensa seulement que la première personne de sa famille qui apprendrait ce qui était arrivé, ce serait elle, elle qui avait les clés et qui au moment d’ouvrir la porte ne le trouverait pas dans l’appartement. Alors elle appellerait partout pour le trouver et la conséquence de ce travail intense serait la découverte de l’accident.

 

Il regarda la conductrice qui allait à contresens sur l’autoroute et il ne lui dit rien pour ne pas la rendre nerveuse. La dernière chose à laquelle il pensa, ce fut à la violence du choc et à l’état dans lequel finiraient les véhicules.

  Mujer cubierta

Mujer en Kabul

 

 

UN CLAVEL PARA LEILA

  Café Sarah Bernhardt,

12 diciembre de 2006

 

  Eran las ocho en punto de la mañana, y como estaba previsto el avión se posó tranquilamente. Kabul tenía un vestido de seda, y por sus calles la abundante luz lo alegraba todo; hasta la guerra se había callado por la presencia del sol. De prisa el viajero tomó reposo en la habitación del hotel para extranjeros, cumpliendo con exactitud las normas que le aconsejaron para evitar riesgos; no obstante de ser en extremo joven y originario de América Latina. Profesionalmente era ya connotado en los estrados judiciales internacionales, por haber ganado sonantes juicios jurídicos.

Leila lo obsesionó por su historia, tanto que no cobró ningún tipo de emolumento a Amnistía Internacional que también se había sensibilizado por su suerte. Se prometió que no abandonaría Kabul sin lograr su objetivo, por esto no es sorprendente que después de una hora de descanso, abordara la copia del expediente traducida al inglés, estudiara todas las leyes internacionales concernientes a su caso, el código local en su capítulo penal y civil relativo al proceso, las recomendaciones de la organización de derechos humanos en torno de la enjuiciada y todo lo que consideró necesario.

Las causales del delito cometido por Leila fueron sus atractivos. Leila era la belleza hecha mujer. Todo su prontuario criminal se inició a sus cortos años, cuando comenzaba su adolescencia fue violada por un poderoso de provincia, quien continuando con el uso de la fuerza la obligó a casarse con él. Viviendo su amargura y tristeza resolvió un día escaparse de su hogar. Un dispositivo de fuerzas combinadas de civil y en uniforme la descubrieron escondida en una cueva de las montañas afganas. Desde allí fue llevada a un calabozo de la policía, y luego de un breve juicio expeditivo condenada a severa pena. En cumplimiento de la sentencia fue conducida a una celda solitaria de la cárcel nacional. Los diarios hicieron despliegue de la infracción penal máxima que puede cometer un ciudadano de sexo femenino en la legislación judicial.

El abogado después de cumplir las formalidades requeridas, presentó un impecable alegato, considerado por especialistas como una verdadera enjundia del derecho de defensa. No tenía grieta argumentativa y se ajustaba plenamente a los hechos y a la ley del país. El tribunal después de un mes de análisis y de consultas extraoficiales, dictó resolución absolutoria.

El defensor, con boleta de excarcelación en mano, se dirigió a la prisión para poner en libertad a su defendida. Fue entonces cuando se encontró con un problema no previsto en el ejercicio de su profesión. La delincuente al conocer la noticia prorrumpió en llanto, y se negó a abandonar las rejas, suplicándole a su salvador con razones inamovibles que hiciera anular su libertad porque si no regresaba a casa de su esposo, éste tenía el derecho legal de matarla y si se iba para donde su familia, a la que ya había consultado con anterioridad, le sucedería lo mismo. Un familiar en cualquier grado tenía el mismo derecho invocando el honor familiar ofendido. Le insistió y le reinsistió por horas, que lo único que le interesaba era vivir sin importarle donde ella estuviera. El defensor con mayor pasión que antes elaboró un texto que interpuso como recurso de la defensa, obteniendo satisfacción a lo impetrado. Despidiéndose de Leila, le dijo dos cosas: Tu belleza es tu enemigo, y todo lo que tendría que hacer en este país no es defender reos sino cambiar la legislación.

 

 

UN ŒILLET POUR LEÏLA

 

Café Sarah Bernhard,

12 décembre 2006

 

  Il était huit heures précises du matin et, comme prévu, l’avion se posa tranquillement. Kabul portait une robe de soie, dans ses rues l’abondante lumière ravivait tout, et même la guerre s’était tue avec la présence du soleil. Le voyageur s’empressa de se reposer dans la chambre d’hôtel pour étrangers, respectant précisément les règles qu’on lui conseilla pour éviter des risques ; malgré son très jeune âge et ses origines latino-américaines. Professionnellement, il avait déjà été remarqué dans les tribunaux judiciaires internationaux pour avoir gagné de célèbres procès.

 

L’histoire de Leïla l’obséda tellement qu’il ne demanda aucun émolument à Amnesty International qui s’était également sensibilisée pour son sort. Il se promit qu’il n’abandonnerait pas Kabul sans atteindre son objectif, c’est pourquoi il ne fut pas surprenant qu’après une heure de repos il abordât  la copie du dossier traduite en anglais et étudiât toutes les lois, internationales  concernant son cas, le code local au chapitre pénal et civil relatif à la procédure, les recommandations de l’organisation des Droits de l’Homme autour de la mise en accusation et tout ce qu’il jugea nécessaire.

 

Les motifs du délit commis par Leïla furent ses charmes. Leïla incarnait la beauté féminine. Tout le rapport de police commençait à son plus jeune âge, lorsqu’au débout de son adolescence elle fut violée par un potentat de province qui, par l’usage de la force, l’obligea à se marier avec lui. Elle vécut son amertume et sa tristesse jusqu’à ce qu’elle décide un jour de s’échapper de son foyer. Un dispositif de forces combinées de civils et de policiers la découvrit cachée dans une grotte des montagnes afghanes. De là, elle fut emmenée dans un cachot de la police et après un bref jugement expéditif, fut condamnée à une peine sévère. En application de la sentence, elle fut conduite à une cellule d’isolement de la prison nationale. Les journaux répandirent la nouvelle de l’infraction pénale, la plus grande que puisse commettre un citoyen de sexe féminin dabs la législation judiciaire.

 

L’avocat, après avoir accompli les formalités requises, présenta une plaidoirie impeccable, estimée par des spécialistes d’une grande envergure dans le droit de défense. Elle n’avait pas de failles d’argumentation et s’adaptait parfaitement aux faits et à la loi du pays. Le tribunal, après un mois d’analyse et de consultations officieuses, ordonna l’acquittement.

 

Le défenseur, le billet de libération entre les mains, se dirigea vers la prison pour mettre en liberté sa cliente. Il se trouva alors face à un problème imprévu dans l’exercice de sa profession. En apprenant la nouvelle, la délinquante éclata en sanglots et refusa d’abandonner les grilles, suppliant sans en démordre son saveur de faire annuler sa liberté parce que, si elle ne revenait pas chez son époux, ce dernier avait légalement le droit de la tuer, et si elle allait dans sa famille, qu’elle avait consultée auparavant, il lui arriverait la même chose. Un parent, à n’importe quel degré, avait le même droit, en invoquant l’honneur familial offensé. Elle insista auprès de lui et réinsista durant des heures, la seule chose qui l’intéressait c’était de vivre, peu importe où elle se trouverait. Le défenseur, avec encore plus de passion qu’avant, élabora un texte qu’il interposa comme recours de la défense et obtint satisfaction à sa requête. Lorsqu’il fit ses adieux à Leïla, il lui dit deux choses : Ta beauté est ton ennemi, et tout ce qu’il faudrait faire dans ce pays, ce n’est pas défendre des criminels mais changer la législation.

  

 

EL POBRE Y SUS CIRCUNSTANCIAS

 

Parque Luxemburgo,

24 de mayo de 2008

  

La carretera se veía recta de buen pavimento y amplia; ruta perteneciente a las afueras de Johannesburgo. Era mayo de 2008 y martes en la mañana para que no quede duda. Al lado derecho el paisaje mostraba, como si se tratara de un tocado de una princesa oriental, un pequeño grupo de viviendas construidas con deshechos de ciudad, techos de detritus  y muros de cartón. Un enjambre de color de la noche invadió el lugar blandiendo elementos contundentes y corto-punzantes. Los zimbabuenses en horror huían en todas las direcciones para tratar de escapar del linchamiento.

 

Una mujer llegada el mismo día, despavorida corría con sus escasas pertenencias en atado, las que portaba sobre su cabeza sostenidas con su mano derecha, mientras que con su izquierda halaba sus dos hijos de corta edad. Bordeando la vía trataba de escapar. Sus perseguidores levantaron porras y machetes para asestar los primeros golpes, y yo testigo inerme cerré los ojos porque no tengo nada más para contar.

 

 

LE PAUVRE ET SES CIRCONSTANCES

  

Parc de Luxembourg,

24 mai 2008

 

  La route était droite, la chaussée bien pavée et large ; route de la banlieue de Johannesburg. C’était en mai 2008 et un mardi matin, pour que tout soit bien clair. Sur le côté droit, le paysage montrait, comme s’il s’agissait d’une coiffe de princesse orientale, un petit groupe de logements construits avec les déchets urbains, des toits de détritus et des murs en carton. Un essaim couleur de nuit envahit le lieu, brandissant des objets contondants, tranchants et pointus. Les Zimbabwéens horrifiés fuyaient dans toutes les directions pour tenter d’échapper au lynchage.

 

Une femme arrivée le jour même, épouvantée, courait, ses maigres biens dans un baluchon qu’elle portait sur la tête, le soutenant de la main droite tandis que de la gauche elle traînait ses deux enfants en bas-âge. Longeant la voie, elle tentait de s’échapper. Ses poursuivants levèrent des matraques et machettes pour asséner les premiers coups et moi, témoin désarmé, j’ai fermé les yeux car je n’ai rien d’autre à raconter.

 

  

EL MÁS ALTO LOGRO DEL SOCIALISMO ASIÁTICO

 

Madrid,

1° de mayo de 2010

 

 

Un alumno universitario de inquietud intelectual, pregunta a su profesor de economía política:

 

-¿Cuál es el mayor éxito del socialismo chino?

 

-El académico requiere pausa y luego le responde:

 

Haberse convertido en la primera potencia del capitalismo.

 

 

LA PLUS GRANDE RÉUSSITE DU SOCIALISME ASIATIQUE

  

Madrid,

1er. mai 2010

 

   Un étudiant par curiosité intellectuelle demande à son professeur d’économie politique :

 

- Quelle est la plus grande réussite du socialisme chinois ?

 

L’académicien fait une pause avant de répondre :

 

- S’être converti en la première puissance du capitalisme.

 

 

 

REMIGIA ENCONTRÓ EL DORADO

 

  Ivry sur Seine, 5 de febrero de 2008

 

  La primera vez que Remigia descubrió el otro mundo, fue un día que acompañando a su madre llegó hasta la trocha carreteable de las selvas venezolanas por el lado de la Guyana Francesa, y en ese preciso momento pasó un viejo campero que le dejó grabado para siempre los olores de la gasolina y el caucho de sus llantas, mientras se alejaba el vehículo entre la polvareda. A la época tenía escasos siete años. Desde entonces empezó a soñar con irse algún día para Caracas. Veinte años después junto a sus tres hijos de padres distintos, realizaba sus sueños habitando una casa de lomos de lata por los alrededores de la estación del Metro Ruiz Pineda en la zona de Caricao. Para relajarse, después de diez horas de jornada manual en una fábrica, llegaba a su rancho y se sentaba en la cama; único mueble posado en un roñoso suelo de tierra; junto a sus tres vástagos a oír música del momento en el equipo electrónico recién comprado y de último modelo. Cuando la saturaba el mundo melódico encendía el televisor plasma, celosamente protegido por un segundo techo especialmente confeccionado para impedir que se mojara con las borrascas de invierno que anegaban la modesta vivienda. Los cuatro rebosantes de felicidad no observaban los programas porque éstos se escapaban a sus cerebros simples; en cambio se extasiaban con los refinamientos de las propagandas de las decenas de productos que se anunciaban en la pantalla, así ellos no supieran para que servían, su uso, su utilidad o mucho menos pensar en comprarlos.

 

 

RÉMIGIA A TRUOVÉ L’ELDORADO

 

  Ivry-sur-Seine,

15 février 2008.

 

  La première fois que Rémigia découvrit l’autre monde, ce fut quand elle accompagna sa mère jusqu’au sentier carrossable des forêts vénézuéliens, en passant par la Guyane française. Á cet instant précis, elles croisèrent une vieille jeep qui laissa gravée dans sa mémoire et pour toujours l’odeur d’essence et de caoutchouc des ses jantes, tandis que s’éloignait le véhicule dans un nuage de poussière. Á l’époque, elle avait à peine sept ans. Dès lors elle commença à rêver de son départ, un jour, pour Caracas. Vingt ans plus tard, accompagnée de ses trois enfants de pères différents, elle réalisa son rêve en habitant une maison de tôle aux environs de la station de métro Ruiz-Pineda, dans la zone de Caricao. Pour se détendre après ses dix heures de travail manuel dans une usine, elle arrivait dans sa cahute et s’asseyait sur son lit, unique meuble, posé sur un crasseux sol de terre, auprès de ses trois rejetons, pour écouter la musique du moment sur la chaine neuve et denier-cri. Quand elle en avait assez du monde mélodique, elle allumait l’écran plasma, protégé avec soin par un deuxième toit spécialement fabriqué pour éviter qu’il soit mouillé par les bourrasques hivernales qui inondaient la modeste demeure. Tous les quatre débordant de bonheur ne regardaient pas les émissions parce qu’elles échappaient à leurs cerveaux simples ; en revanche, ils s’extasiaient devant les raffinements des publicités de dizaines de produits qui étaient annoncés sur l’écran, même s’ils ne savaient pas à quoi ils servaient ni quel était leur usage, et ‘ils pensaient encore moins à les acheter.

 

  

EL SUBDESARROLLO NO SÓLO ES MATERIAL

 

El 28 de julio de 2011, día de la fiesta nacional del Perú, coincidió con el cambio del Presidente de la República. De acuerdo al protocolo, a la tradición y al espíritu de la legislación, el Presidente saliente debía colocar al entrante la banda presidencial, pero no lo hizo, alegando que tenía que descansar.

 

  

LE SOUS-DÉVELOPPELENT N’EST PAS

SEULEMENT MATÉRIEL

  

Le 28 juillet 2011, jour de la fête nationale au Pérou, a coïncidé avec le changement de président de la République. Conformément au protocole, à la tradition et à l’esprit de la loi, le président sortant devait remettre au président entrant l’écharpe présidentielle, mais ne le fit pas, alléguant qu’il devait se reposer.

 

 

Viejita

Mujer anónima

Commenter cet article